Javier García Isac: Las restricciones sanitarias, una excusa muy aseada para una conmemoración muy deslucida, en el día grande de España. Restricciones sanitarias que no tienen los eventos deportivos, pero si el desfile militar y la tradicional recepción en el palacio real. A mí no me convencen.

El gobierno italiano desea ilegalizar fuerza nueva, como cortina de humo, para seguir implantando la dictadura sanitaria, con la colaboración de los sindicatos de clase, que apoyan la medida que perjudica a los obreros.